Seleccionar página

RPO ¿En qué consiste y en qué se diferencia del reclutamiento tradicional?

por | Ene 9, 2023 | Noticias, Personal

El Recruitment Process Outsourcing (RPO) es un sistema mediante el cual una empresa de cualquier tamaño contrata a otra, como Ayanet RRHH, para que gestione el proceso de búsqueda, captación de perfiles y, en definitiva, todo el proceso de selección para una nueva contratación. 

La principal diferencia entre un RPO y el proceso de reclutamiento tradicional es que la persona encargada del proceso de selección actúa bajo la marca de la empresa contratada y en su nombre. 

A la hora de contratar a un nuevo empleado, con el RPO la consultoría contratada gestiona específicamente la fase de reclutamiento. Por lo que, realizará esta fase de una forma más completa y alineada con las necesidades del cliente, ya que se le dedica más tiempo y detalle a cada proceso, y se libera de carga de trabajo a la empresa contratista. 

Principales ventajas que tiene para tu empresa contratar un RPO: 

  • Tu empresa se beneficiaría de la utilización de innovadoras estrategias para la atracción de talento. 
  • Ahorro de tiempo y costes. Un proceso de selección que conlleva mucho tiempo se traduce en mayores costes, por ello externalizando los reclutamientos conseguimos hacer más eficientes estos procesos. 
  • Consultorías como Ayanet RRHH, cuentan con un equipo especializado en reclutamiento y gestión de procesos para empresas de multitud de tipologías. Esto no solo aporta experiencia, sino que diversifica la táctica a aplicar en cada caso con la visión de un especialista. 
  • Se diseñan soluciones a medidas, adaptadas a cada empresa, para garantizar un óptimo proceso de selección y optimizar los costes. 
  • Procesos de selección apoyados en nuevas tecnologías, sin perder nunca el toque humano. 
  • Mayor capacidad de captación de talento. La competencia entre empresas para atraer el talento a sus filas es cada vez más evidente. Por ello, si se externaliza en manos de profesionales, que cuentan con amplias bases de datos y uso de software profesionales muy avanzados, se facilita encontrar al candidato que encaje en la posición. 
  • Procesos de reclutamiento más eficientes, siguiendo las tendencias y necesidades del mercado. 
  • Los RPO están preparados y especializados para hacer frente ante cualquier proceso difícil. En esos casos, en los que el recruitment se convierte en una misión imposible es indispensable buscar ayuda externa. 

 

Además, el RPO ayuda a mejorar la estrategia de Employer Branding, que se trata de la marca que tiene una empresa como empleadora, es decir, la imagen que tiene una corporación por sus propios empleados y que es percibida por los posibles candidatos a la misma. Por tanto, como se incluye una investigación sobre la marca empleadora del cliente, se define una estrategia para potenciar y mejorarla.

¿Qué incluye un servicio de RPO?

El servicio incluye un seguimiento de los procesos de selección, con el objetivo de hacerlos más efectivos. Para ello, se hace uso de una serie de indicadores (KPIs) que sirven como medidor del grado de éxito de las estrategias utilizadas. En base a ellos, se elaboran informes estratégicos para hacer consciente a la empresa cliente de la situación y tomar medidas de mejora.  

Estos son algunos de los indicadores (KPIs) claves: 

  • Tiempo que transcurre desde que le surge la necesidad a la empresa cliente de contratar, hasta que se lleva a cabo la contratación. De esta forma, se monitoriza y mide todas las fases del proceso de selección.  
  • Medir la relación entre la cantidad de candidatos presentados a la oferta de empleo y el número de entrevistas realizadas. 
  • Tasa de éxito de las ofertas de empleo entre los candidatos, mediante un índice de ofertas aceptadas por los mismos. 
  • Medición de la satisfacción de todos los grupos de interés (stakeholders) y el candidato durante el proceso. 

En definitiva, se trata de un sistema con el que la empresa contratante se beneficia de una optimización de la captación y retención del talento.