España es un país compuesto especialmente por pymes, que cuenta con el turismo como una de sus principales fuentes de ingresos y en el que las empresas hacen un uso del trabajo temporal elevado, lo cual nos hace especialmente vulnerables ante la crisis sanitaria provocada por la pandemia, que se está reflejando en unos niveles de paro elevados, en torno al 16-17%, que comenzará a reducirse en 2022, aunque a un ritmo lento.

Si bien es cierto que la pandemia ha afectado a nuestra economía en general, nos encontramos con áreas que se han visto más afectadas como el secretariado y business support (-55%), la hostelería, turismo y actividades de ocio (-50%), comercial (-50%).

 

Frente a otros sectores que impulsan el empleo como el tecnológico y digital (40%), legal (35%), healthcare (30%) y alimentación (10%).

 

Los cambios económicos, demográficos y sobre todo tecnológicos, así como la posibilidad de trabajar de manera remota, están impulsando la transformación del mercado laboral y propiciando la aparición de nuevos puestos de trabajo y perfiles como el Consumer Experience, encargado de diseñar la estrategia de experiencia del cliente con el fin de que obtenga una percepción óptima de la marca, los productos y servicios; o el Growth Manager, con conocimientos en tecnología, redes sociales, analítica web, ingeniería, desarrollo de producto y administración de empresas con el objetivo de hacer crecer el negocio de la compañía. (principalmente en Madrid y Barcelona y en empresas de tamaño medio-grande).

En definitiva, los empleos emergentes van a demandar personas que destaquen en competencias digitales y de análisis de datos, dominio de las tecnologías de la información y la comunicación y entendimiento general del mundo de los negocios y las ventas.

Si nos vamos a áreas o sectores concretos, destacamos:  en ventas y marketing   figuras como el customer succes o el business developer con salarios comprendidos entre 28.000€ y 35.000€, el sector salud junto con laboratorios y empresas farmacéuticas con una horquilla salarial entre los 22.000€ y los 65.000€ en función de la posición, el sector ingeniería/datos e IA como los ingenieros de datos, el desarrollador de Big Data o Business Intelligence y los diseñadores gráficos de realidad virtual con una horquilla salarial entre los 27.000€ y los 35.00€ si hablamos de perfiles que no superan los 3 años de experiencia. En el  sector tecnología y Cloud destacan los especialistas en desarrollo de software, el desarrollador Salesforce o los programadores, perfiles con gran carencia en el mercado de selección de personal y cuyos  salarios  oscilan entre los 24.000€ y los 40.000€ en función de su experiencia.  Destacar el segmento de energías alternativas, en pleno crecimiento también, con perfiles como los especialistas en sostenibilidad, en proyectos de energía solar y eólica y en recursos hidráulicos.

No obstante, las necesidades de las empresas van a variar de unas comunidades a otras. Por ejemplo, en el caso de ANDALUCIA, los perfiles más demandados, aunque también más difíciles de cubrir a nivel de selección de personal son:

Sector IT: desarrolladores web, técnicos de comunicaciones y perfiles de ciberseguridad son los perfiles que más escasean, lo cual se debe principalmente a que requieren una cualificación alta, muy específica y que trabajan por proyectos. El salario de estos puestos se mueve entre los 24.000 y los 35.000 euros brutos anuales.

Sector Sanitario: el incremento del volumen de trabajo en nuestro sistema sanitario debido a la pandemia ha puesto de manifiesto la necesidad de un mayor número de recursos y profesionales en este sector, principalmente auxiliares de enfermería, médicos y técnicos de laboratorio, difícil de conseguir debido a las mejores condiciones ofrecidas por otras comunidades. En este caso, el salario oscila entre los 20.000 y 24.000 euros brutos anuales.

Sector Industrial: con una horquilla salarial entre los 18.000 y los 24.000 euros brutos anuales, los electromecánicos y técnicos de mantenimiento son los perfiles que presentan mayor dificultad de conseguir debido a la escasez de profesionales cualificados y con experiencia. Si atendemos a perfiles de ingeniería los salarios son mayores y aunque hay dificultad a la hora de seleccionar los perfiles, hay  más volumen de personas.

Mientras,  en ARAGÓN están creciendo mucho los puestos dentro del sector construcción: jefes de obra, de instalaciones, de puesta en marcha; y de nuevo los puestos de ventas están repuntando, algo que es muy positivo. Los puestos de ingeniería eléctrica/mecánica y los desarrolladores de software siguen siendo de los más demandados.

Entre los niveles directivos, los perfiles más demandados en ambos mercados, Aragón y Andalucía son: CFO (Finanzas), DRH (Recursos Humanos), CIO (Director de información y tecnologías), Desarrollo de negocio y Dirección de venta Internacional.

Como resumen, las empresas que están en crecimiento y deciden hacer la selección de personas de manera directa porque disponen de recursos o las empresas  de headhunting y/o selección de personal tenemos un gran reto dado por un lado la alta demanda de algunos perfiles de los que hay escasez en el mercado; y tenemos otro reto como empresas de recursos humanos que es formar y reconvertir a aquellos perfiles con especial dificultad de recolocación en el mercado hacia posiciones que si tienen demanda.